March 24, 2019

EL 75% DE LOS CUBANOS QUE LLEGAN VIENEN DE ESPIAS, SABOTEADORES O A COMBATIR AL EXILIO DE MIAMI

 Después de ver un programa de televisión donde se apropió de la pantalla de ese canal, nada menos que el médico de Fidel Castro y de las Fuerzas Armadas Cubanas, he quedado convencido de muchas cosas que ya sabia. Yo no veo mucho esos programas porque casi todos llevan confusión a este exilio tan polarizado donde no se sabe quien es quien, de donde vino y a que árbol se arrima.

Pero aunque casi siempre es mas de lo mismo, viéndolos se puede obtener alguna rayita de información en lo que dicen esos espías, traficantes de tiranías y ex-generales, ex-espías, ex-saboteadores, ex-familiares de Fidel Castro y algunos que otro escolta o general de Fidel  que se le escapó por el aeropuerto de la Habana y entró en Miami como Pedro por su casa. Todos esos mordieron la mano de quien les dio de comer durante medio siglo. ¿Qué puede esperar de ellos este exilio de Miami, que no sea la traición, la puñalada trapera y engordar el nido de espías que tenemos metidos en nuestra propia retaguardia?

Después de escuchar al médico de Castro y de las fuerzas Armadas Cubanas, creo firmemente que un pelotón de agentes de la policía de Hialeah seria suficiente para derrocar esa vergonzosa tiranía instaurada allí por un grupo de delincuentes, arribistas y asesinos. Y lo digo porque el médico de Castro y de las Fuerzas Armadas fue haciendo la dirección de cada general y ninguno sirve, el que no es borracho, es drogadicto, el que no tiene un harem de mujeres, los hay como Raúl Castro que hace discursos bajo los efectos del alcohol y la cocaína y no faltan los que le han sembrado un hijo a una sobrina o a  una prima. Por la boca de ese medico de Castro, escuché que descubrieron un almacén donde habían diez toneladas de cocaína pura seguramente que para el vicio de los propios generales, incluyendo a Raúl y Fidel o para enviarla a Estados Unidos. Los únicos que no lo saben, o tiene órdenes de no saberlo, son los agentes policíacos de Estados Unidos y de las agencias de inteligencia de Washington.

Arribistas, perros que muerden la mano de quien les dio de comer, traidores a su propia causa gente infectada de drogas y de crímenes, verdugos de un pueblo que parece que se acostumbró a doblar el lomo y recibir latigazos, agentes de confusión, y mercaderes del dinero y la  buena vida. ¿Por qué usted cree que viene  a estos programas? ¿Por qué el FBI. o la CÍA. y los servicios de inteligencia de Washington no le sacan una confesión a sus productores para que le digan por que vienen ahora tantos espías generales y familiares de Fidel Castro a su programa?.

Aquí nadie se chupa el dedo y todos saben el por que esos programas están en el “jet set” de la televisión de Miami. Y no lo digo por nada personal, a mí, ni me interesan, no me dejan de interesar, lo digo porque me molesta que quieran tomarme el pelo tan fácilmente y burlarse de este conglomerado de exiliados, que algunos ponen en un altar a estos bandidos cuando aparecen en los medios de televisión. A otro perro con ese hueso, como dice el refrán. Esos programas son de mucha utilidad para quien los  entiende, pero para otros es una escuela de adoctrinamiento o un Jordan por donde quieren santificarse esa cuerda de espías, traidores, borrachos, drogadictos y traficantes de drogas.

Por lo demás, esos canales, y digo esos, porque son varios. Pueden seguir trayendo espías, saboteadores, ex-asesinos de su pueblo, que a mi como dijo el ex- presidente de México Don Luis Echevarria “ni me perjudica no me beneficia, todo lo contrario”.

Traten de poner un freno a tanto desenfreno, porque la cosa va muy mal y nos podemos hundir como el Titanic, que era ineludible.

No quiero opinar más sobre el tema, porque da asco esto que ha pasado y que pone en duda, las leyes y los que tienen la obligación de imponerlas correctamente.         

.

 

 .

 

Share

Our weather forecast is from WP Wunderground